Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento, mantener la sesión y personalizar la experiencia del usuario. Más información en nuestra política de Cookies

Diplomacia económica

​La diplomacia económica constituye uno de los principales instrumentos de la acción exterior española y una prioridad política para la defensa de los intereses económicos de España y de sus empresas en el exterior. La globalización económica hace imprescindible que el Estado ponga al servicio de los agentes económicos todos los instrumentos de los que dispone para que, en el marco de una economía abierta, se logre un crecimiento sostenido y se genere empleo. Potenciar la internacionalización de la empresa española y la atracción de inversión extranjera productiva se convierte en una parte fundamental de la diplomacia, generadora de actividad y empleo.

La diplomacia económica, que se lleva a cabo en estrecha coordinación con toda la Administración española con competencias en la materia, tiene por objetivo colaborar en la defensa y en la promoción de los intereses económicos de España en el exterior y en la mejora de la imagen de España mediante un apoyo decidido a la internacionalización de la economía española y de sus empresas. Trata, en definitiva, de contribuir, junto al resto de las instancias oficiales, a potenciar y a consolidar una economía abierta y competitiva, con el fin de aumentar las exportaciones, la inversión extranjera y el turismo, y a facilitar un mejor acceso a la financiación.


José Manuel Albares, ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, junto al Emir de Catar, durante su viaje oficial al país en septiembre de 2021. Foto: NOLSOM-MAUC

La diplomacia económica cobra creciente relevancia en materia de política exterior. En el marco de una competencia internacional cada vez más intensa, la diplomacia económica enriquece el foco de actuación más tradicional y conocido de la diplomacia, pues refuerza el papel de las relaciones económicas y comerciales, que se han revelado como elemento prioritario de las relaciones internacionales en el siglo XXI.

La economía española tiene un elevado grado de internacionalización, suponiendo las exportaciones de bienes y servicios en torno a un tercio de su PIB. Más del 65% de la facturación de las empresas en el IBEX 35 se genera en el exterior, alcanzándose en algunos casos porcentajes cercanos al 100%. Este proceso de internacionalización de las grandes empresas ha actuado como fuerza tractora fundamental para otras, contribuyendo a impulsar a algunas medianas empresas ​a reforzar su presencia en el exterior mediante su implantación en países con un elevado potencial de crecimiento. Si bien en la actualidad toda una generación de empresas medianas y algunas pequeñas ha emprendido su propio proceso de salida al exterior, aún queda mucha labor por realizar. En este sentido, la diplomacia económica desempeña un papel fundamental. En consecuencia, el apoyo de la red exterior de España a la buena marcha del sector exterior, así como su contribución a facilitar la salida y establecimiento en el exterior de las empresas españolas y la atracción de inversión extranjera productiva, es esencial para incrementar la competitividad de la economía y de las empresas españolas.

El ministro José Manuel Albares, junto a empresarios españoles, en un almuerzo de trabajo ofrecido en el Palacio de Viana, en septiembre de 2021. Foto: NOLSOM-MAUC

Todas las Embajadas, Consulados Generales, Representaciones Permanentes, Oficinas Económicas y Comerciales, Centros de Negocio y Oficinas de Turismo son la puerta de entrada de nuestras empresas en el extranjero. Los diplomáticos, en coordinación con los consejeros económicos y comerciales, desempeñan un papel fundamental en la internacionalización de la empresa española por su conocimiento tanto de la realidad política, como económica y comercial del país en el que se hallan acreditados. La promoción exterior de nuestros intereses económicos y de nuestras empresas se apoya en bases sólidas de excelencia y liderazgo en un gran número de sectores que no son suficientemente conocidos.​


   


​Documentación relacionada

Informe Contribución de las empresas españolas al desarrollo sostenible en Iberoamérica (Parte 1)

Informe Contribución de las empresas españolas al desarrollo sostenible en Iberoamérica (Parte 2)​