Brexit

El 23 de junio de 2016, los ciudadanos británicos votaron a favor de la retirada del Reino Unido de la Unión Europea por un margen del 51,9%. El 29 de marzo de 2017, el Reino Unido invocó el Artículo 50 del Tratado de la Unión Europea, notificando así su intención de retirarse y abriendo el período de dos años en el que, según recoge el texto del propio Artículo, debía negociarse un Acuerdo sobre los términos de esta retirada.

La apertura de negociaciones para la retirada comenzó el 19 de junio de 2017. En ella se identificaron varios aspectos clave: las cuestiones relacionadas con los derechos de los ciudadanos en Reino Unido y la Unión Europea, la liquidación financiera de las contribuciones debidas por Reino Unido, la frontera de Irlanda del Norte y otros asuntos relativos a la separación.

Tras siete rondas de negociaciones, el 28 de febrero de 2018 la Comisión Europea publicó el Proyecto de Acuerdo de Retirada. Este documento traducía a términos jurídicos el informe conjunto de los negociadores de la Unión Europea y del Gobierno británico sobre esta primera fase de la negociación. Una vez debatido por los órganos colegisladores de la Unión Europea, el Consejo (en su formación “Artículo 50”, es decir, sin la presencia del Reino Unido) y el Parlamento Europeo, el Proyecto se remitió al Reino Unido para continuar negociando en base al mismo.

Tras intensas negociaciones, el 14 de noviembre de 2018 los negociadores de la parte británica y de la parte europea anunciaron que habían llegado a un arreglo sobre el texto del Acuerdo de Retirada y sobre el esquema de la Declaración Política. El Consejo Europeo (en el denominado formato “Artículo 50” y, por lo tanto, sin presencia británica) del 25 de noviembre de 2018 refrendó el Acuerdo de Retirada, adoptó unas Declaraciones para el Acta y una Declaración Política sobre la Futura Relación. Esto supuso el fin de las negociaciones a nivel técnico.

Tanto el 15 de enero como el 12 de marzo, el Parlamento británico votó en contra del Acuerdo de Retirada. En vista de la situación, el Consejo Europeo de 21 de marzo de 2019 aprobó una prórroga hasta el 22 de mayo de 2019, a condición de que la Cámara de los Comunes aprobase el Acuerdo de Retirada la semana siguiente a la de la celebración del citado Consejo. Para el caso en el que la Cámara de los Comunes no aprobase el Acuerdo de Retirada en dicha semana, el Consejo Europeo aprobó una prórroga hasta el 12 de abril de 2019.

Tras una nueva votación en contra del Acuerdo de Retirada realizada por el Parlamento británico el 29 de marzo de 2019, se celebró un Consejo Europeo Extraordinario el 10 de abril de 2019, en el que se acordó una prórroga del Artículo 50 hasta el 31 de octubre de 2019. Tras aprobarse revisiones en el Acuerdo de Retirada, el Protocolo sobre Irlanda/Irlanda del Norte y la Declaración Política sobre la relación futura entre la Unión Europea y el Reino Unido, el Parlamento británico ratificó el Acuerdo de Retirada (Withdrawal Bill) el 23 de enero de 2020.

A medianoche del 31 de enero de 2020, el Reino Unido abandonó la Unión Europea y se inició un período transitorio que acabará el 31 de diciembre de 2020. El 25 de febrero de 2020, el Consejo adoptó un “mandato” de negociación para el Acuerdo sobre la relación futura Unión Europea-Reino Unido que abarca ámbitos como la pesca, la política exterior, la seguridad y la defensa, el orden público y la cooperación policial y judicial en materia penal, así como la futura relación comercial entre ambas partes, y que establece también la necesidad de garantizar la competencia leal entre Reino Unido y la Unión Europea.

Durante los últimos meses, pese a las dificultadas creadas por la pandemia del COVID-19, la Unión Europea y el Reino Unido han estado negociando el Acuerdo que regirá las relaciones entre ambas partes a partir del 1 de enero de 2021. Durante ese tiempo, en virtud del Acuerdo de Retirada, ha continuado siendo aplicable al Reino Unido el acervo de la Unión Europea, aunque, como tercer país, no ha participado en la toma de decisiones de la Unión Europea ni tiene representación institucional.

En las negociaciones, el equipo negociador de la Unión Europea, liderado por Michel Barnier, ha defendido los principios incluidos en el “mandato” aprobado por el Consejo en las nueve rondas de negociación que han tenido lugar con los representantes del Reino Unido. Asimismo, han existido contactos al más alto nivel entre la Presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, y el Primer Ministro británico, Boris Johnson.

Dichos contactos a distintos niveles, que se siguen produciendo en la actualidad, buscan la consecución de un Acuerdo que deberá regir la relación entre la Unión Europea y el Reino Unido a partir del 1 de enero de 2021, momento en el que la legislación comunitaria dejará de estar vigente en el país.

Tanto en el caso de que se consiga alcanzar un Acuerdo sobre la relación futura entre la Unión Europea y el Reino Unido como en caso de no Acuerdo, el fin del periodo transitorio el próximo 31 de diciembre supondrá cambios muy relevantes que afectarán a ciudadanos, empresas y administraciones.

 

Más información

​​


 
  • Atlas Redes Sociales
  • Embajadas y Consulados
  • Sede Electrónica
  • Página de Participación Ciudadana
  • Página Portal de Transparencia
  • Sede Palacio de Santa Cruz
    Plaza de la Provincia, 1
    28012 MADRID
    Tel: +34 91 379 97 00
  • Sede Palacio de Viana
    Duque de Rivas, 1
    28071 MADRID
    Tel: +34 91 379 97 00
  • Sede Torres Ágora
    Serrano Galvache, 26
    28033 MADRID
    Tel: +34 91 379 97 00
  • Sede Pechuán
    C/ Pechuán, 1
    28002 MADRID
    Tel: +34 91 379 17 00
  • AECID
    Avda. Reyes Católicos, 4
    28040 MADRID
    Tel: +34 91 583 81 00 / 01
    Fax: +34 91 583 83 10 / 11
Gobierno de España
©Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación
Portal gestionado por la Dirección General de Comunicación, Diplomacia Pública y Redes
Premio Ciudadanía 2016
Premio Ciudadanía 2016