Este sitio web utiliza cookies propias y de terceros para su funcionamiento, mantener la sesión y personalizar la experiencia del usuario. Más información en nuestra política de Cookies

Cónsul General

D. Miguel Gómez de Aranda y Villén


Cónsul Adjunto​​

D. Gonzalo Javier Moro Aguilar​



Saludo del Cónsul General 

En nombre del equipo que forma este consulado general de España en San Pablo de Brasil y en el mío propio, sean bienvenidos a esta página web, que pretende ofrecer una guía lo más completa posible de los servicios que prestamos y proporcionar un mecanismo para obtenerlos. Asimismo, tanto desde esta página web como desde nuestras cuentas de Facebook y Twitter difundimos noticias y comunicados que puedan resultar de interés.
 
En primer lugar, debo presentarme. Me llamo Miguel Gómez de Aranda y Villén y me he incorporado como Cónsul General en septiembre de 2020. Vuelvo con mucha ilusión a Brasil, donde ya fui ministro consejero de la Embajada de España en Brasilia. Tengo una larga experiencia consular pues he sido subdirector general de Asuntos Consulares, Cónsul General en Melbourne y Jefe de Sección consular en Trípoli de Berbería, Dublín, Ankara e Islamabad. También he sido embajador de España ante la República de Mali, concurrente con Burkina Faso.
 
La demarcación consular de este consulado general comprende los Estados de San Pablo, Paraná y Mato Grosso del Sur. Lo ayudan en su tarea de proporcionar servicios a los españoles y extranjeros que los demanden los consulados y viceconsulados honorarios en Santos, Campinas, Riberão Preto y São José do Rio Preto, en el Estado de San Pablo; en Curitiba y Londrina, en el de Paraná y en Campo Grande, en el de Mato Grosso del Sur. También cuenta con un Consejo de Residentes Españoles como cauce de participación de la comunidad española en la demarcación.
 
La voluntad de los miembros de esta oficina consular es mejorar constantemente la prestación de sus servicios para lo que agradecemos de antemano las sugerencias que nos quieran hacer llegar.
 
 
Un saludo muy cordial,
Miguel Gómez de Aranda y Villén ​